EE.UU. recluta hackers

  • Rango del artículo – 30 mar 2013 – New York Times – Por NICOLE PERLROTH

 

WASHINGTON —Janet Napolitano, responsable del Departamento de Seguridad Interior de los Estados Unidos, sabe que tiene un problema que sólo puede agravarse.

Hackers extranjeros han venido atacando los sistemas informáticos de su organismo. También se afanan por tratar de robar secretos comerciales valiosos. Y han empezado a poner a prueba la infraestructura estadounidense –la red eléctrica, y los sistemas de agua y transporte.

De modo que necesita tener sus propios hackers – 600, estima la agencia. Los posibles candidatos con los conocimientos adecuados en general se dirigen, sin embargo, hacia el mundo empresario, y los que optan por el trabajo gubernamental a menudo van a la Agencia Nacional de Seguridad, donde trabajan en estrategias digitales ofensivas. En Seguridad Interior, el énfasis está puesto en mantener alejados a los hackers, es decir, jugar a la defensiva. “Debemos mostrarles lo interesante y emocionante que es esto”, dijo Ed Skoudis, un entrenador de nivel superior en seguridad informática estadounidense.

¿Una respuesta? Empezar con los jóvenes, y convertirlo en un juego, un concurso incluso. Arlan Jaska podría ser justamente el tipo de persona que está buscando el departamento. Cuando estaba en octavo grado (a los 13-14 años), Jaska, que actualmente tiene 17, descubrió cómo escribir un texto simple que podía activar y desactivar su tecla de Bloquear Mayúsculas en su teclado 6.000 veces por minuto. Cuando sus amigos no miraban, deslizaba el programa en sus computadoras. Fue todo muy divertido hasta que el programa se difundió en su escuela secundaria. “Llamaban a mis padres y le decían a papá que yo les hackeaba las computadoras”, recordó Jaska. Lo retaron y recibió un castigo.

En marzo, Jaska y su compañero de clase Collin Berman obtuvieron los puestos máximos en el Ciberconcurso Governor’s Cup de Virginia, una competencia de piratería para estudiantes secundarios que fue diseñada por Alan Paller, experto en seguridad, para ayudar al Departamento de Seguridad Interior. La tarea requiere cierta actitud inconformista.

“Me gusta desarmar algo”, dijo Berman, de 18 años. “Siempre quiero saber, ‘¿cómo puedo cambiar esto para que haga otra cosa?’”

El objetivo difiere mucho del simple hecho de inutilizar sitios Web. “Lo que queremos es gente que se pregunte: ¿cómo funcionan las cosas? Pero los mejores le encuentran la vuelta”, dijo Paller, director de investigación del Instituto SANS, una organización dedicada a la formación en seguridad informática.

No es casual que la idea de utilizar estas competencias proviniera en parte de China, donde el Ejército de Liberación del Pueblo lleva a cabo en cada primavera concursos para identificar a la próxima generación de guerreros digitales.

Tan Dailin, estudiante universitario, ganó varios de los eventos en 2005. Poco después, lo pescaron ingresando en la red del Pentágono y enviando los documentos a servidores en China. “No tenemos ningún programa de ese tipo en EE.UU., nada”, dijo Paller. “Nadie lo enseña ni siquiera en las escuelas. Si no lo resolvemos, estamos en problemas.”

Para poder participar en la competencia de Virginia, Jaska y Berman, que van a la famosa escuela secundaria Thomas Jefferson de Ciencia y Tecnología en Northern Virginia, tenían que identificar malas contraseñas y despejar la configuración de seguridad. Se presentaron alrededor de 700 alumnos de 110 escuelas secundarias de Virginia, pero solamente 40, incluidos Jaska y Berman, reunían las condiciones para ser aceptados. Así, a comienzos de marzo, descubrieron algo que rara vez se encuentra en la secundaria –una comunidad de adolescentes de ideas afines, los mejores y más brillantes en una tarea altamente especializada.

Los estudiantes resolvieron la misma prueba de 5 niveles que las fuerzas armadas usan para evaluar a sus expertos en seguridad.

Obtuvieron puntos por descifrar contraseñas, detectar vulnerabilidades y entrar en una cuenta de un administrador de sitios Web donde, si cambiaban alguna configuración o inutilizaban un sitio, eran eliminados de la contienda. Después de varias horas, se anunció a los ganadores.

Un tercio de los estudiantes había llegado al Nivel 3 –un nivel al que llega alguien con 7 a 10 años de experiencia, dijo el contralmirante Gib Godwin, presidente de la Governor’s Cup. Jaska ganó y obtuvo una beca de US$ 5.000, Berman, que llegó tercero, ganó US$ 1.500.

Este verano, Jaska espera ser pasante en Northrop Grumman, una empresa de seguridad global. Berman está pensando en hacer una pasantía en Seguridad Interior. Pero los dos dijeron que quieren trabajar en el sector privado. “El problema de entrar en el gobierno es que se gana mucho menos”, dijo Berman. Y Jaska agregó: “Todo es más lento, hay recortes presupuestarios y burocracia por todas partes y no se puede hablar de lo que se hace. No suena muy divertido”.

 

The New York Times (International Weekly), Diario La Segunda, Jueves 4 de Abril 2013

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s